Destacados para Pymes

Tomada alertó sobre los riesgos de paritarias por productividad .
BUENOS AIRES ECONOMICO   (03/12/2015)

Por Luis Autalán

El ministro Carlos Tomada remarcó posibles riesgos en cuanto a paritarias por productividad y las variantes de diálogo “al estilo europeo” en la política social y económica que vendrá. En la evaluación del Diálogo Social Institucionalizado del que participa la OIT que se realizó ayer, último acto de agenda oficial de esa cartera, el funcionario advirtió a BAE Negocios que si durante la gestión de Mauricio Macri la negociación salarial “se ata a la productividad económica, puede haber una reacción social”. Antes, en el discurso de cierre en la ceremonia del auditorio Islas Malvinas de la sede ministerial consideró un ejemplo de “articulación de labor en equipo,” las funciones que desarrolló la Comisión para el Trabajo con Igualdad de Oportunidades. Desde ese ejemplo repasó su gestión, que abarca toda la era kirchnerista, para subrayar: “llevamos doce años de diálogo social, espero que esa sea la forma de administrar las diferencias”. Tomada consideró que las dificultades de toda interrelación se encuentran en ese intercambio pero remarcó “es el único método”.

En la misma tónica dijo que las paritarias son una expresión legítima de la puja distributiva, “una herramienta un logro que ya no es patrimonio de este Gobierno sino de todos los argentinos, es un activo de toda nuestra sociedad”. Desde su análisis consideró que esa negociación debe ser libre y “para hacer que los salarios puedan afrontar los incrementos de precios”. Tomada consideró que el Gobierno de Mauricio Macri deberá trabajar en políticas que “impidan” la especulación y el consiguiente descontrol. En un dardo a Cambiemos recordó que uno de sus tópicos de campaña fue la devaluación. “Si me lo preguntan hubiera sido más cuidadoso. Los precios no los suben ni por el Estado ni por los trabajadores, pero hay sectores que se aprovechan para tomar Ganancias”.

Más allá de que en el contacto periodístico recuperó cierta formalidad, cuando cerró la jornada en el auditorio de la avenida Alem, remarcó la “labor de todo un equipo”. También dejó algunos nombres cuando dijo “podría resumirlo en el nombre de Noemí Rial, Matías Barroetaveña o tantos otros. A ellos y a cada uno de los colaboradores siempre gracias”, dijo con voz quebrada.

No quedó ajena la mirada globalizada ante la posible tendencia a sumarse a la derechización del Viejo Continente. “Ponderamos el diálogo, desde ya. Pero es cualitativa la cuestión, hay un diálogo que ofreció a Europa su realidad más social y comprometida. Otra forma de diálogo ofrece la realidad actual de naciones desarrolladas”, alertó.

Escenario sin reglas legítimas

El abogado y experto en Derecho Sindical Carlos Marín aseguró que las paritarias por productividad significan el ingreso a una espiral económica imposible de sostener. “De arranque hay que definir cómo se medirá ese nivel de producción, con lo cual quedarán fuera del esquema cientos de empresas”, dijo. Dicha mecánica es la previa a cualquier paritaria, si el eje que se define es la productividad. El paso inmediato, según el analista será la determinación de sueldos de “primera, segunda y tercera”, dijo Marín al considerar también que “no hay reglas legítimas en dicho escenario ya que la variable dominante es el incremento de la tasa de ganancias en detrimento de lo salarios”.

La diversidad de actividades, las dificultades que representan en algunas labores de servicios o trabajo intelecual, dificultarán cualquier registro. “Pero el problema de fondo, ante el cual los sindicatos deben prestar considerable atención es que sin registro productivo considerable, su mejora porcentual quedará en cero”.

Este escenario, según Marín, puede revelarse tanto en las pequeñas y medianas compañías como en las grandes empresas.

Nueva conducción de la AEFIP, por la unidad

El flamante secretario general de la Asociación Empleados Fiscales e Ingresos Públicos (AEFIP), Guillermo Imbrogno, se expresó a favor de la unidad de la distintas CGT, y ratificó su alineamiento con la central sindical que lidera el histórico dirigente camionero Hugo Moyano.

Imbrogno habló con BAE Negocios antes del acto en el que asumió la nueva conducción del gremio de trabajadores de la AFIP, realizado ayer en el complejo Buenos Aires Design.

Con la asistencia de numerosos integrantes del sindicato y dirigentes invitados, el secretario general afirmó que “esto es una continuidad de lo hecho en los últimos diez años, y nuestra política va a seguir siendo la misma, construir sobre lo ya construido: en estos diez años logramos uno de los mejores convenios de Latinoamérica, tenemos los mejores salarios del país y vamos a seguir bregando para lograr más beneficios para los trabajadores”.

Consultado sobre la posibilidad de que se unifiquen las CGT, “estamos totalmente de acuerdo, lo peor que les puede pasar a los trabajadores es tener un movimiento obrero atomizado, por eso desde nuestro humilde lugar vamos a hacer todo lo que tengamos que hacer para unir al movimiento obrero.”

Y ratificó que “Hace veinte años que estamos en la lucha junto a Hugo Moyano, y la próxima semana va a haber un plenario de nuestra CGT para tratar las propuestas de unificación”.

Opine sobre esta nota